Inicio Cosas de Lorca Personas y Asociaciones Biografía de Joaquín Espín Rael

Biografía de Joaquín Espín Rael

0

Joaquín Espín Rael (1875-1959).

http://www.regmurcia.com/servlet/integra.servlets.Imagenes?METHOD=VERIMAGEN_77102&nombre=Joaquin-Espin-Rael_res_300.jpgVarias han sido las personalidades dedicadas a la cultura que han destacado en Lorca, tanto artistas como investigadores e historiadores, y entre estos últimos uno de los cronistas lorquinos más admirados: Joaquín Espín Rael.
Los artículos y libros de Espín Rael siguen siendo una referencia para historiadores y arqueólogos, habiéndose publicado a lo largo de los años en continuas reediciones de sus trabajos o análisis de los mismos.
Si bien la formación de Espín Rael nunca fue académica, sus posibilidades económicas y vida de rentista le dieron la oportunidad de acumular una biblioteca muy importante y tiempo sobrado para dedicarlo a la investigación en archivos diversos, así como la recuperación de documentos que pronto pondría al alcance de todos en gran cantidad de ensayos y noticias en revistas especializadas.

Espín Rael nació en Lorca el 15 de diciembre de 1875, hijo único de una familia acomodada lorquina que le dejó en herencia la totalidad de los bienes y negocios familiares de los que pudo vivir el resto de su vida como rentista.

Autodidacta

http://www.regmurcia.com/servlet/integra.servlets.Imagenes?METHOD=VERIMAGEN_77103&nombre=Rael-Cronista_res_300.jpgNo llegó a cursar estudios superiores pero su interés por la historia y la arqueología, junto a sus posibilidades económicas, favorecieron el que acumulara una gran biblioteca y se dedicara de manera autodidacta a estas especialidades. Su bagaje cultural le permitió ser profesor en el Colegio Municipal de la Purísima Concepción entre 1924 y 1925, impartiendo asignaturas de Historia Universal e Historia Literaria.
Siendo unas de las personalidades más destacadas de la cultura lorquina formó parte de diversas instituciones, presidiendo o dirigiendo alguna de ellas. Desde 1903 perteneció a la Dirección Artística del Paso Blanco, fue socio del Ateneo y del Casino Artístico y Literario.
Habiendo comenzado su labor investigadora en 1920, en 1921 formó parte del Centro de Cultura de Valencia y fue nombrado Archivero Honorífico del Archivo Municipal de Lorca.
Tras la muerte de José María Campoy el Ayuntamiento de Lorca le pidió a Espín Rael que fuera el Cronista Oficial de Lorca.

Académico de la Historia

JOAQUIN ESPIN MISCELANEAEn 1941 fue designado Académico fundador de la Academia Alfonso X el Sabio y de la Real Academia de Historia.
Tras toda una vida dedicada al estudio de la historia local, tanto a nivel documental como arqueológico, el erudito Joaquín Espín Rael fallece el 28 de enero de 1959, dejando tras de sí una obra extensísima que aún sigue siendo estudiada y referida por arqueólogos e historiadores.

La erudición de Joaquín Espín Rael y su pasión por los descubrimientos arqueológicos y la investigación histórica, lo llevaron a componer una extensísima obra dedicada a la historia, tanto en sus aspectos documentales como en lo referido a la crónica o a los yacimientos arqueológicos.
La arqueología antigua y tardoantigua tuvieron en Espín Rael no sólo a un gran erudito, sino también a un gran divulgador, atento en todo momento a los continuos descubrimientos en los campos lorquinos y en la zona urbana de la ciudad del Guadalentín.

Temáticas

Sus estudios arqueológicos abarcan desde los yacimientos argáricos hasta los restos medievales de Lorca. Diversos artículos dan fe de su interés, “El menhir de Lorca”, “La Necrópolis Romana de Eliocroca”, “Prácticas funerarias de la necrópolis romana de Eliocroca”, etc.
JOAQUIN ESPIN 1931Otro apartado importante lo constituyen sus estudios medievales sobre los monumentos lorquinos como el porche de San Antonio, la Colegiata de San Patricio, la Casa de los Guevara o lugares cercanos, como el castillo de Aledo.
Los estudios históricos son variados y diversos, estudiando desde las prédicas de San Vicente Ferrer en Lorca hasta la realidad de los moriscos, sin olvidar noticias puntuales como la estancia de Fernando el Católico en la ciudad.
No se pueden olvidar tampoco obras como la dedicada al escritor Pérez de Hita y su paso por Lorca en el XVI, los estudios sobre El Quijote apócrifo o su gran obra, aún referencia en la historia del arte, Artistas y Artífices Levantinos.