Inicio Mi Rinconcico Jesús Pelegrín Divide y vencerás, una estrategia generalizada.

Divide y vencerás, una estrategia generalizada.

"Divide et Vinces" o "Divide et Impera". son frases atribuidas a Julio César, un prestigioso militar y político romano nacido en el año 100 a.C. Como se deduce fácilmente, la frase nos da a entender que si tu enemigo se encuentra dividido en vez de unido, será mucho más fácil controlarlo y vencerle, 1900 años después se sigue utilizando muy a menudo en muchos ámbitos sociales pero muy especialmente en Política.

0

Divide y vencerás, una estrategia generalizada.

España ha hablado con su voto democrático y el PSOE es el vencedor por volumen de votos consiguiendo cambiar de azul a rojo casi todo el mapa Nacional gracias a un acierto en su estrategia y mensaje, al uso partidista de las estructuras del Estado, CISS y medios de comunicación, pero también sin duda gracias a la división del voto en el bloque del centro derecha que bajo mi punto de vista ha sido un auténtico “tirón de orejas” que tenían pendiente sus votantes, desde la “in dimisión” de M.Rajoy, además claro está del caprichoso resultado de una ley de d’Hont que parece que aún muchos todavía no comprenden, resultado del que deberá tomar buena nota el equipo de Casado que ha pagado ahora el precio de muchos errores de sus antecesores y algunos propios, que seguro le servirá para coger brio y empezar su trabajo desde la base, quitando del camino pedregoso “las chinas” que vaya encontrando.

“Divide et Vinces” o “Divide et Impera”. son frases atribuidas a Julio César, un prestigioso militar y político romano nacido en el año 100 a.C. Como se deduce fácilmente, la frase nos da a entender que si tu enemigo se encuentra dividido en vez de unido, será mucho más fácil controlarlo y vencerle.

Imagen relacionadaEl origen de la frase se halla en el hecho de que los romanos, cuando conquistaban algún territorio, no oprimían a los vencidos, para evitar que éstos se rebelaran y formaran un frente común. Sin embargo, para conseguir esto iban más lejos todavía, ya que, además, firmaban los tratados con cada pueblo de manera individual, nunca en conjunto, otorgando derechos distintos y más cantidad de ellos a unos pueblos que a otros, con lo que provocaban la existencia de envidias y, por tanto, la imposibilidad de que llegaran a unirse entre ellos.

PSOE+UP = 16.461  <   PP+CS+VOX = 27.595

En el caso de Lorca, la suma del bloque de izquierdas PSOE+UP suman un total de votos de 16.461 votos frente a los del bloque de centro +derecha PP+CS+VOX que suman 27.595 votos, y aunque no son para nada comparables estos resultados con los que resultan de unas municipales donde se vota más a la persona en vez de a las siglas, quizás con una ley electoral diferente las mayorías podrían ser muy diferentes a las que resultan con el actual reparto d’Hont, aunque no por eso tendrían porque ser más justos para los partidos más humildes.

Volviendo al nivel nacional y agrupando los votos según bloques ideológicos, el centro derecha suma más votos en 14 comunidades (Aragón, Canarias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Ceuta, Melilla, Madrid, Comunidad Valenciana, Extremadura, Baleares, La Rioja, Asturias y Murcia) y el bloque de la izquierda se impone sólo en Andalucía, Cataluña, Navarra y Galicia, pero con menos votos van a gobernar casi todo el país, por colores no solo aumenta el rojo sino también el amarillo, “ese del lazo independentista”, que era precisamente lo que pretendían evitar con su mensaje “los ahora desunidos”.

Pero como ya sabíamos nuestra ley electoral en estos casos no permite gobernar al bloque que más votos ha sacado porque la división de fuerzas de traduce en restar escaños, por lo tanto para otra tocará aprender a coalicionar antes de votar como ya ofreció PP a C’s, que por su tirón ahora va a por todas.

¿Qué es y en qué consiste la Ley D’Hondt?

La Ley D’Hondt la creó el jurista belga Victor D’Hondt a finales del siglo XIX, y a día de hoy está vigente muchos países como Francia, Argentina, Finlandia, Paraguay, Portugal o Suiza, entre otros.

Ahora toca preguntar ¿Porque no se cambia la ley electoral para que cada español y su voto valga lo mismo en Murcia que en Barcelona?. ¿Porqué no se pone en funcionamiento la segunda vuelta u otras medidas como existen en las democracias más consolidadas del Mundo?.

La respuesta quizás sea porque no les interesa sobre todo a los grandes, aunque en ocasiones como ahora, salgan perjudicados.

El reparto realizado según d’Hont es proporcional entre el número de cargos electos y los votos totales de cada partido y en la práctica nacional, beneficia tanto a los grandes partidos políticos como a los partidos nacionalistas, aunque permite un acceso más sencillo a las formaciones más pequeñas, al contrario que con otros sistemas de proporcionalidad como el directo (que utilizan por ejemplo EEUU y Reino Unido), en el que las fuerzas más votadas en cada circunscripción se lleva todos los escaños.

Diez diferencias entre elecciones en EE.UU. y España

De todas formas en el caso de empezar a interesarse por estos cambios dudo que vaya a ocurrir como mínimo hasta 2023, así que para la próxima vez que tengamos que votar, toca reflexionar si este resultado es el que realmente queríamos al depositar nuestro voto por uno u otro partido.

A los ganadores socialistas les felicito pues es justo el reconocimiento, y para todos los demás amigos les deseo una feliz semana en la que empiezan las comuniones y también la siguiente campaña electoral para las municipales, pues no van a dejarnos tiempo para relajarnos y ya tenemos el 26M marcado en el calendario, otro Domingo donde muchos se irán a las playas sin acordarse del voto y otros volveremos a introducir el nuestro en las urnas, así que desde hoy y hasta ese día tan importante para lorquinos y murcianos, tenemos tiempo de sobra para iniciar nuestra particular REFLEXIÓN.